Francesc Fàbregas Soler, “Cesc”, es un centrocampista organizador con una excelente visión de juego, maduro y luchador dentro del campo, que también es conocido por su instinto goleador, particularmente desde larga distancia. Forjado en las categorías inferiores del FC Barcelona, Cesc fue fichado por el Arsenal FC en octubre de 2003 con sólo 16 años.

En 2003/04, Cesc realizó su debut con el Arsenal en la tercera ronda de la Copa de la Liga (Carling Cup) delante del Rotherham United el 23 de octubre, convirtiéndose en el jugador más joven en debutar con el primer equipo del Arsenal FC. Con España fue nombrado jugador del torneo y máximo goleador de la Copa Mundial de la FIFA 2003 sub-17 en Finlandia, después de marcar cinco goles y ayudar a España a llegar a la final.

En 2004/05 Cesc se estrenó como goleador en la Premier y fue el jugador más joven de la historia del Arsenal FC en marcar en la UEFA Champions League. Fue también clave con la Selección marcando un gol crucial en el Campeonato de Europa UEFA 2004 sub-17 en Francia, dando a su equipo la clasificación para la final del torneo.

La temporada 2005/06 fue clave para Cesc en el Arsenal FC. Partidos realizados en Europa (Champions League) fueron muy importantes para consolidar a un joven pero sólido jugador en un puesto de gran responsabilidad. Ese año llegaron a la final de París contra el FC Barcelona. Con la Selección Española Cesc debutó con la categoría absoluta en Valladolid, en un partido amistoso contra Costa de Marfil y con la Selección Catalana debutó ante Brasil en el Camp Nou (2-5).

En la temporada 2006/07, Cesc se consagró como una pieza fundamental en el liderazgo del equipo, realizando grandes actuaciones y mostrando agresividad en el centro del campo. Con España cabe destacar su actuación en el mundial de Alemania 2006, en el que quedaron en octavos de final.

La temporada 2007/08 representó un paso al frente en el liderazgo de Cesc que incrementaba su peso en el equipo. Fue una temporada en la que se vivieron noches inolvidables, como la del partido en San Siro contra el AC Milán, en octavos de final de la Champions League, donde Cesc dio el pase a cuartos. Cesc consiguió un título internacional con la Selección, la Eurocopa 2008 celebrada en Austria y Suiza.

La temporada 2008/09 es especial para Cesc pues dos hechos cambiaron su imagen como jugador. Por un lado, Arsène le responsabilizó con la capitanía del equipo y por otro, con la Selección disputó la Copa Confederaciones en Sudáfrica 2009 en la que llegaron hasta semifinales.

La temporada 2009/10 empezaba muy bien para Cesc, que en el primer encuentro marcó dos goles y dio dos asistencias, liderando la brillante victoria del Arsenal ante el Everton por 6-1. El afán goleador que ya mostró en el primer partido, lo mantuvo durante toda la temporada, ayudando así a su equipo a conseguir grandes victorias. El verano de 2010 estará en la memoria de todos los seguidores, jugadores, técnicos y en general de todos los amantes del buen fútbol, ya que la Selección española se proclamó campeona del mundo en Sudáfrica 2010, donde Cesc hizo el pase de gol a Iniesta para que marcara el gol decisivo frente a Holanda (0-1).

La temporada 2010/11 no fue la mejor de Cesc en cuanto a la aparición en partidos, pero fue una temporada que hizo que Cesc saliera reforzado. Su ausencia en los encuentros se debió a que el jugador sufrió un problema en los isquio-tibiales que le hizo estar de baja durante varios meses, pero a finales de temporada pudo recuperarse al cien por cien.

El verano de 2011 quedará siempre en el recuerdo de Cesc. Fue entonces cuando el jugador volvió a casa al fichar por el FC Barcelona, el club de sus inicios y en el que tenía muy buenos amigos. Su fichaje por el Barça ponía fin a ocho años en la capital inglesa defendiendo los colores del Arsenal, equipo que también forma parte de su corazón, donde creció como jugador y fortaleció su personalidad . A partir de ese verano, se presentaba ante él un nuevo camino por recorrer y disfrutar.

La temporada 2011/12 estuvo llena de triunfos para Cesc. En este año de competición, el jugador ganó con su equipo títulos tan importantes como la Supercopa de España, la Copa del Rey, la Supercopa de Europa y el Mundial de Clubes. Además, con la Selección española ganó la Eurocopa de Polonia y Ucrania. Un gran año del nuevo 4 del Barça en el que fue un jugador clave, tanto en el Barça, en el que se posicionó como parte fundamental del equipo, como en el combinado español.

En la temporada 2012/13, la segunda para Cesc en el Barça, el jugador coge aún más protagonismo en el grupo y en el estilo de juego que caracterizan a uno de los mejores equipos de la historia. El 4 del FC Barcelona vuelve a encontrarse con el gol y se convierte en el segundo máximo goleador del equipo, además de realizar un número de asistencias más que remarcable. En esta segunda temporada vuelve a aparecer una lesión en el recto femoral que aparta a Cesc de los campos de juego unas 4 semanas, pero que no evita que pueda empezar el año 2013 con las condiciones óptimas para afrontar la gran temporada que les espera a los jugadores azulgranas.

En la temporada 2014/15, Cesc vuelve a la Premier, liga que lo vio crecer. Cesc ficha por el Chelsea tras su paso por el FC Barcelona, para seguir creciendo como jugador y emprender nuevos retos en su carrera como futbolista.